Moneda

Síganos

Tu carrito

Tienes (0) productos $0
ANUNCIO
web_banner_1115x116_1_1.png

La literatura como práctica educativa para el reconocimiento del ser

Por Héctor Fabio Álvarez Polanía
Magisterio
05/07/2018 - 14:00
0
Foto de Pixabay

Objetivos

 • Involucrar a la familia, la institución y la comunidad en la formación del ser a través del ejercicio de la literatura como práctica pedagógica.

• Propender por la reflexión del educando en torno a su existencia y al reconocimiento de su ser mediante el ejercicio de la lectura.

 

 Resultados

El maestro Roberth Berón Cardona, gestor de esta apuesta humanista, en torno a la pregunta: ¿por qué en la metamorfosis siempre hay diferentes formas de expresión artística?, expresa: 

Soy convencido de que el arte forma al ser humano, lo hace sensible, permite reconocer al otro como un ser que necesita estímulos, aplausos, una palabra, no de aliento sino de reconocimiento; entonces, creo que el arte es una forma de abstraerse de esa realidad que vivimos para mostrar lo que hay dentro de cada uno. Así, como uno no es capaz de mostrarse como ser humano, como es, entonces lo hace a través de una extensión que es una obra de arte, llámese pintura, canción, poesía.

 La práctica educativa a través de la literatura permite de esta manera que el individuo reconozca su ser, reflexione y determine la razón de su existencia, las posibilidades que le ofrece la vida para ser y buscar su felicidad en un medio en el que no está solo; la metamorfosis ubica a la persona en un hoy para analizar su transformación, identificarse y proyectarse al reconocerse.

Una joven que siempre se destacó, hoy está estudiando arte dramático; existe la certeza de que hay muchas influencias en su casa alrededor del arte; también, hay una relación con La metamorfosis porque la niña expresó directamente que había un cambio desde adentro hacia afuera en su decisión de estudiar teatro. Sí, es evidente que esto lo sumó a su proyecto de investigación  de grado once, su trabajo se titulaba “Lo que quiero ser”. Asimismo, hay jóvenes que se han decidido por las humanidades porque ha habido un proceso de relación del pensamiento, un afán que la clase de lenguaje sea vista de manera diferente; no es verbo más sustantivo más adjetivo, no. Es la oportunidad para pensar, repensar, no tragar entero, pero esta vez ofreciendo una alterativa que es el pensamiento propio con argumentos, fundamentos, fuentes, porque cada vez que hablan deben ofrecer un autor que sopese lo que dicen. No es, “me parece”, “creo”, “escuché”, ¡no! Es decir, deben basar su pensamiento, lo que van a decir, en ese autor. Es un buen camino para formar al estudiante. 

En las diferentes versiones de metamorfosis siempre ha habido un grupo significativo de estudiantes que se identifican con la vida de Gregorio Samsa, viven en un cuarto de cuatro paredes, una puerta, y sienten que su familia está afuera; la escuchan, pero no más. Allí nacen esos testimonios de estudiantes que dicen… es que mi papá… y empiezan a contar la historia, su historia, de lo bueno o malo, o lejano, sí, que ha sido; de su mamá... Empiezan a hacer una catarsis de su proceso familiar y es donde uno conoce historias que exhortan al maestro a pensar, cómo vienen al colegio si tienen tantas experiencias, situaciones complejas; se han visto como bichos raros en sus casas, se han sentido como animalitos de estudio por parte de sus papás, que les dan alimentación, no precisamente por debajo de la puerta, les dan lo necesario y les exigen, por ejemplo, que pasen la prueba de estado, pero con equis puntaje, que entren a estudiar lo que ellos quieren y no lo que los estudiantes plantean; en ese paralelo, es lo que expresan de manera abierta en los diálogos y reflexiones.

En cada etapa de la metamorfosis se han superado expectativas porque siempre ha habido estudiantes que se destacan y muestran facetas recónditas que necesitaron de esta excusa para salir de lo más profundo de cada uno. Es el valor del ejercicio, porque los estudiantes también se reconocen a sí mismos. Hay comentarios con un sentido crítico, siempre hay una propuesta y lo que se busca es que ellos no tienen que invertir en nada para expresarse; deben trabajar con lo que tengan en casa, con los elementos más simples. Se ha ganado en consciencia; los estudiantes han tenido la oportunidad de decir qué es lo que cada uno quiere mostrar, lo que son, lo que no, o continuar mostrando lo que no son. 

Estas propuestas académicas o experiencias anuales se acompañan con testimonios de quienes de una u otra manera han estado implicados: los protagonistas principales –los estudiantes–, los padres, los maestros… Igualmente, es de mucha relevancia las fotografías que ambientan cada trasegar anual en búsqueda de ese reconocimiento del ser y la reflexión, en especial del maestro. Las conclusiones que se exponen en los testimonios permitieron considerar cómo ha sido significativa para cada promoción de estudiantes esa metamorfosis para lo que les depara su siguiente paso en la vida.

Impacto en la política pública

 En una época en la que se insiste en ser el país más educado de Latinoamérica para el 202511, meta que está más enfocada en aspectos cognitivos, de competencias, en entrenar jóvenes para una competencia, valdría la pena analizar atendiendo más al ser, a lo humano, a las personas que se están formando para la vida, que pudiesen ser no solo las más educadas sino aquellas con mayor proyección para orientar a corto, mediano y largo plazo una nación ávida de líderes, de mentes que ofrezcan mayores caminos de progreso, equidad en la población, justicia social, toda vez que tienen sentido humano en sus acciones.

 Los análisis en los niveles de lectura, resultados de las pruebas de lenguaje, de lectura crítica, competencias ciudadanas… son una muestra de la necesidad que impera en la educación para que el sentido que se le dé a este ejercicio sea diferente, esté más cargado de dinámicas reflexivas en torno a los problemas cotidianos y al llamado que hace la juventud para ser tenidos en cuenta y participar de manera directa en los proyectos, políticas, planes de desarrollo y educación.

Mientras en el sistema persista la imposición de un camino bajo parámetros rígidos, educadores y estudiantes seguirán en un sometimiento que no deja fluir y reconocer otros aires, nuevas rutas. Los niveles en la educación no cambian solo con modificar sustantivos sino con atender a modelos donde se reconozca la cultura de los jóvenes, la investigación como vía para que descubran y lleguen a las verdades por sus medios, la crítica como una manera de hacer parte de las decisiones e interiorizar lo que verdaderamente se reconoce, la reflexión como el medio para autoevaluarse y coevaluarse, de tal manera que el individuo avance con pasos firmes hacia los objetivos que se trace apoyado en sus intereses, habilidades y posibilidades. En este orden, lo humano exigirá pensar en el otro, el entorno, la equidad y la participación de todos para el bienestar común.

 

Metodología

ANUNCIO
banner_magisterio_336x280_1.jpg

Metamorfosis literaria La última experiencia, en la que se abordó la lectura de La Metamorfosis de Kafka, cobró un tinte en particular puesto que los jóvenes protagonistas de esta metamorfosis hicieron parte de un proceso marcado por un permanente ejercicio de expresión escrita, en el que la crónica fue parte importante de su proceso de escritura; hubo muchas excusas para escribir, entre ellas, desde hace un año se les pidió que empezaran a escribir en un cuaderno cómo eran ellos en sexto, séptimo, octavo… desde la perspectiva de las personas que había a su alrededor: el vecino, los tíos, los primos, los papás. En ese entonces se les había manifestado que era un ejercicio importante al que se daría continuidad en el último grado. Las consignas fueron escribir con disciplina, no perder los escritos…En el último grado se les pidió el material y fue una dinámica interesante de lectura. 

Mientras en el sistema persista la imposición de un camino bajo parámetros rígidos, educadores y estudiantes seguirán en un sometimiento que no deja fluir y reconocer otros aires

El ejercicio sirvió para comprender el paso a paso que venían viviendo desde hacía cuatro años, que hay seres que no dejan rastro porque no le ven importancia, otros sí se detienen a analizar lo que ocurre; fue un tema importante para hacer referencia a reflexiones posteriores de aquello que era la sincronía y la diacronía, entre las que se enfatizó el análisis de esta línea de tiempo. Cuando se inició el ejercicio se les indicó que trajeran a clase, en el cuaderno, una línea de tiempo de Franz Kafka; entonces ha existido siempre una manera de saber por qué hilamos a cada autor, el uno con el otro: Borges con el tiempo, Cortázar con la idiotez, etc., y se les planteaba aquello sobre qué es un tejido que se elabora, no una colcha de retazos sino un tejido. 

Entre los aspectos de gran significado está el hecho de que los padres de familia invitaban de manera abierta al ejercicio de lectura con estas miradas, al punto de exigir que los mismos padres deberían realizar ella actividad para propiciar un acercamiento a los hijos a través de la reflexión, la retrospección, el análisis de situaciones que no tienen respuesta hasta el punto en que se profundiza y comprender que todo en la vida tiene razón de ser, sentido que le da validez a la existencia.

Fue una idea que se acogió de la mejor forma y así se exhortó a los padres para que leyeran el ejemplar. Más adelante, ellos expresaban que sí habían identificado transformaciones en sus hijos, como en sus maneras de expresarse, crear, manifestar sus gustos, vivir las pasiones, etc. 

Respecto a la actividad de los jóvenes, la indicación fue redactar una relatoría en torno al proceso de transformación vivido. La dinámica se trabajaría a la par desde la mirada de los padres, quienes debían realizar el mismo ejercicio desde el puño y letra de cada uno. Para muchos adultos fue un ejercicio complejo, pero de gran sentido, tanto que sus mentes permanecen metidas en otros mundos que no son sus hijos, y les permitió pensarse a sus hijos, recordar comportamientos, transformaciones, logros y fracasos.

Para los jóvenes, la propuesta fue muy valiosa; hay unos que viven aparentemente felices, muy contentos con sus familias, porque son funcionales, pero los que no, los que viven con el padrastro, la madrastra, los que viven solamente…

El ejercicio tomó luego un giro importante: se inició la escritura de micro relatos, ejercicio que después de haberle dado más conciencia, de leer y releer, de comentar en clase, de expresar lo que salía de cada uno, tocó a cada ser. La idea fue que cada escrito se presentará en una página, y en la siguiente diseñar una imagen para ambientar el texto. Y en razón a que la idea era indicar cómo se relacionaba con La Metamorfosis, en el campo de la literatura esa transformación que ellos ven, viene siendo esa primera página, después diez, después cinco… ahora tres, hasta llegara una. La invitación era a pensar que siempre es posible, simplemente darse la oportunidad de concretar lo que quieren decir. No se estaba buscando la estética, el fin estético era lo de menos; que sonara lógico, sí; que atendiera a reglas ortográficas, por supuesto; atender a todos esos detalles, pero que fuera de ellos. El lanzamiento de este libro sería de manera formal, con la categoría de un ejemplar con autores juveniles.

La idea final del trabajo era exponer, presentar el libro, publicarlo: un lanzamiento; enrolarlos en que eso iba en sus hojas de vida. Eso dice mucho de la persona. Dice de un pensamiento de avanzada, alguien con proyección, que cada joven crea en sí mismo es lo que interesa, que digan lo que piensan y que defiendan su pensamiento, se expresen a través de la identificación de su ser. El libro fue publicado y cada uno conserva su ejemplar.  

Referencias sugeridas

Borges, J. L. (1997). Otras inquisiciones. Buenos Aires, Argentina: Alianza Editorial.
Colegio Americano de Cali. (2014). Sistema Institucional de evaluación de estudiantes, Resolución rectoral N° 134. SIEE. 
Amaral, E. F. (1969). Dos libros de Cortázar. Revista Iberoamericana, 35(68), 377-383. 
Kafka, F. (1991). La metamorfosis y otros cuentos. Buenos Aires, Argentina: Ediciones LEA. 
Mora, C. X., Moreno, I. D., Torres, M. D., Páez, R., Dayan, J. y Bermúdez, A. (2016). Representaciones sociales de los maestros sobre la familia y su rol en la escuela. Revista Encuentros, Universidad Autónoma del Caribe, 14(01), 119-138. 
Centro virtual de noticias de la educación. (Septiembre 2 de 2015). Hacer de Colombia la más educada, es un propósito nacional: Gina Parody. Recuperado de http://www.mineducacion.gov.co/cvn/1665/w3-article-353437.html. 
Racines, J. I. y Álvarez, H. (2013). Modelo de formación de procesos y valores cristianos del Colegio Americano de Cali [inédito]. Colegio Americano de Cali, Colombia
Stenhouse, L. (1981). Investigación y desarrollo del currículum. Madrid, España: Morata.
Stenhouse, L. (1985). La investigación como base de la enseñanza. Madrid, España: Morata.

Tomado de http://bienal-clacso-redinju-umz.cinde.org.co/IIBienal/memorias/Eje%205_.pdf.La literatura como práctica educativa para el reconocimiento del ser.Pp139-146.

Foto de Pixabay